Este blog se ha trasladado, buscando el nuevo blog...

Pages

Prometheus

Tendría 8 años o así. Una tarde de domingo, mientras mis padres hacían la siesta, me puse a escondidas la cinta de una película que me habían dicho que no viera, que me daría mucho miedo. De pequeño lo desafías todo. Pero sí, me dio tanto miedo que en la famosa escena del comedor tuve que parar. Seguí viendo la película a lo largo del día, a cachos, parando cuando el terror era insoportable.


La cinta era Alien. Luego llegaron tres buenas secuelas que nunca superaron a la original. Y ayer se estrenaba en España una película que puede o puede no ser una precuela de Alien. O quizá una película ambientada en el mismo universo pero sin relación alguna. Depende de a quien creas.

Yo digo que claramente es una precuela. No repite el terror pero está llena de guiños, pistas, respuestas y nuevos interrogantes sobre la saga. Y lo mejor de todo es que también funciona como película independiente. Ciencia ficción de la buena, con sus cuestiones metafísicas, sus paisajes helados y sus personajes enfrentados a una tensión latente.


Los peligros de preguntarse demasiado. Sobreanalizar, arañar porqués. No le busques tres pies al gato; déjale caminar con sus cuatro patas, como debería ser. Sí, deberías aceptar tu mundo tal como es. Ser feliz con lo que tienes. Dar las gracias. La vida es mucho mejor cuando sencillamente la disfrutas.

btemplates

5 comentarios:

David dijo...

La vi ayer, y he de decir que me parece una precuela en toda regla (aunque falta otra más para acabar de atar con la primera Alien, si es que quieren ese objetivo), y disfruté mucho de la película, sobre todo de la primera mitad.

La segunda mitad creo que se desinfla y pierde fuelle, dejando una sensación agridulce. Aún así, pasé un muy buen rato. Qué planos.

Lleonard Pler dijo...

Dicen que en el DVD habrá un nuevo montaje con media hora adicional. Yo también noté algunos cortes extraños en la segunda mitad de la película, igual con el nuevo montaje levanta el vuelo. Veremos! :)

Oscar dijo...

Yo también la vi el sábado. Muy buena.
Aunque me cuesta creer que la humanidad consiga hacer robots casi humanos, naves espaciales o pueda ver sus sueños, pero en cambio no haya conseguido como dejar de envejecer. Que me parece lo más importante de todo.

Lleonard Pler dijo...

Me da que el único modo de no envejecer será convertirnos en robots...

Greg VD dijo...

Es precuela de Alien, aunque no directamente relacionada con lo acontecido en aquella. Es un film de ciencia ficción, no de terror, ni de acción, digamos que es un conjunto de todos ellos. Prometheus oculta en su interior constantes referencias a la mortalidad e inmortalidad, la creación y la destrucción, las referencias a padres e hijos son constantes en todo el film, como son el creador y su creación.
Un film que no da nada mascado al espectador, espectador acostumbrado al cine "facilón" actual.

Publicar un comentario