Este blog se ha trasladado, buscando el nuevo blog...

Pages

Anything could happen

"¿Llegarás hasta ese árbol?", preguntó mi amigo. El árbol estaba a pocos metros, en el mismo paseo por el que íbamos comiendo un helado. Enseguida llegaríamos a su altura. "Claro", dije. "No, no lo sabes", contestó él, con razón. En realidad, podía ocurrir cualquier cosa. Hasta que no llegásemos no sabríamos si, por ejemplo, alguien chocaba con nosotros, nos manchaba de helado y teníamos que tomar otra ruta.


La incertidumbre al pasar de página. Esa sensación perseguías de pequeño al comprarte los libros de Elige tu propia aventura. Pensabas que el autor hacía trampas, quién iba a adivinar que abriendo la trampilla del sótano en vez de la puerta dorada darías con un tesoro. Pero algo tenían aquellos libros: siempre volvías a ellos.

A veces intentabas encontrar todos los recorridos, leer el libro desde el final para desentrañar sus misterios, recomponer las elecciones que te llevarían al mejor desenlace. Pero hacerlo así no era tan divertido. Lo entendiste rápido: no conviene adelantarse. Tu propia aventura, página a página, momento a momento.


Fluir es más que explorar. No avanzas hacia el árbol para saber si llegarás, sino para continuar con tu paseo. Mucho antes de dar con el segundo sabor, al helado ya le habrás dado cucharadas deliciosas. Lametones y risas. Por eso, el mejor momento es ahora. La emoción irrepetible de dar cada paso sin saber dónde te llevará. Si prefieres dejar espacio para las sorpresas, pasa a la página 13.

btemplates

5 comentarios:

Leo dijo...

¡Amo esos libros! ¡Quién pudiera releerlos con la emoción de entonces!

Lleonard Pler dijo...

Perdí todos los míos en una mudanza, tenía muchas colecciones. Los originales, de Dragones y Mazmorras, unos de Sherlock Holmes donde además ibas recogiendo pruebas, otros de rol... En la última feria del libro antiguo de Barcelona intenté dar con alguno, sin éxito.

David dijo...

Qué recuerdos! Justo el otro día comentaba esto con una muy buena amiga, qué casualidad que ahora escribas un post del tema. Y otambién tenía de Dragonez y Mazmorras, de Indiana Jones... un montón! En efecto, ojalá volvieran. Leer jugando (o jugar leyendo). Menudo pasatiempo!

David dijo...

Por cierto, no solo de esos libros habla el post, yo al menos lo he entendido más como un "anything could happen" real. Que no nos dé miedo a pasar de página... que no nos dé miedo el camino a recorrer, sin obsesionarse con los alternativos. Fijar tu propio rumbo. Ahora más que nunca necesito pensar y respirar esa filosofía. Anything could happen... and it does.

Lleonard Pler dijo...

Ay sí, los de Indiana Jones eran de mis favoritos!!

Por supuesto, la entrada, como todas, puede interpretarse literalmente pero también como metáfora. Hay que atreverse a vivir así, disfrutando de la incertidumbre del ahora. Todo se ordenará, y seguirá habiendo árboles y helados.

Recomendación: la canción "Anything could happen" de Ellie Goulding que titula esta entrada.

Publicar un comentario